Mujer Hoy | MHmujer.com | MujerHoy.com

 

Mhmujer.com, publicación digital de la que fui responsable de contenidos durante siete años, es la relación más larga y estrecha que he mantenido con una publicación digital. Como un primer amor. Fue gratificante y fructífera.

 

En este portal lo aprendí todo: desde a usar el Photoshop hasta lenguaje HTML avanzado, desde navegabilidad hasta análisis estadístico (¡siete años de exhaustiva y constante observación semanal de cifras!), desde diseño web (con tres rediseños a mis espaldas) a implantación de publicidad de Google. Promociones, videochats, publirreportajes, concursos, acuerdos de cobranding con otros medios… se trataba, en definitiva, de llevar un proyecto grande en todas sus facetas.

 

Desde el punto de vista de los contenidos, también fue un verdadero reto. Nunca había escrito de Moda, de Belleza o de Viajes (¡o de Horóscopos!), secciones que necesitaban alimento adicional a los artículos publicados en el semanario de papel. Las usuarias respondían de forma entusiasta a las novedades, a los estrenos (baterías de fotos de pasarelas, divertimentos en torno a los signos del zodíaco, reportajes de moda salidos de callejeo y de visitar tiendas…). Fue un auténtico placer indagar y proporcionarles aquello que demandaban.  

 

En la actualidad ha cambiado de dominio y se llama www.hoymujer.com, pero sigue siendo la versión online del suplemento Mujer Hoy (que se vende de forma conjunta con el ABC y los demás diarios de Vocento).  La versión de papel una de las revista femeninas con mayor difusión de España. Fue mi debut en Internet y pasó por muchas fases de ensayo y error hasta consolidarse como un rotundo éxito digital.

 

Nació en junio de 2000 y formé parte del primer equipo que desarrolló esta web, así como de los siguientes tres rediseños. El proyecto pasó por varias fases para responder de forma diferente a la trascendental cuestión “¿Debemos ser un mero reflejo de la publicación de papel o tener entidad propia?” – la pregunta del millón cuando los medios tradicionales comenzaron a buscar hueco en Internet.

 

La web fue respondiendo de diferentes maneras, lo que fue definiendo sus diferentes estilos y configuración a lo largo de los siete años que la tuve a mi cargo.

 

Me encanta haber participado en el proyecto.